AÚN PENDIENTE PROTECCIÓN DEL PATRIMONIO INMATERIAL DE MÉXICO

alt

Se buscó el reconocimiento ante ese organismo internacional por la importancia de la herencia cultural viva del país, donde la gastronomía ocupa un lugar preponderante

En México, hay amenazas que ponen en peligro los saberes y conocimientos tradicionales, y no existe legislación que los salvaguarde.

La protección del patrimonio inmaterial está aún pendiente, afirmó Sol Rubín de la Borbolla, en la conferencia “A darle que es mole de olla. Compromiso y plan de acción ante la inscripción de la cocina tradicional mexicana en la UNESCO”, en el Salón de Usos Múltiples del Instituto de Investigaciones Antropológicas de la UNAM.

La directora del Centro de Documentación Daniel F. Rubín de la Borbolla, sostuvo que la inscripción de nuestra cocina como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO, implica una serie de compromisos que se adquieren como país, gobierno y mexicanos, para asegurar su conservación, promoción y, en especial, el apoyo que necesitan quienes preservan esta tradición.

Hace unos días, señaló, en la ciudad de Nairobi se otorgó el reconocimiento con el nombre de “La cocina tradicional mexicana, cultura comunitaria, ancestral, popular y vigente. El paradigma de Michoacán”.

Sol Rubín refirió que se entiende por patrimonio cultural inmaterial “los usos, representaciones, expresiones, conocimientos y técnicas, junto con los instrumentos, objetos, artefactos y espacios culturales que le son inherentes, que las comunidades, grupos y, en algunos casos, los individuos, reconozcan como parte integrante de su patrimonio cultural.

“Éste se transmite de una generación a otra, es recreado constantemente por las comunidades y grupos, en función de su entorno, su interacción con la naturaleza y su historia; les infunde un sentimiento de identidad, continuidad, y contribuye a promover el respeto de la diversidad cultural y la creatividad humana”.

Finalmente, mencionó que los ejes del expediente que se presentó ante la UNESCO fueron: el valor patrimonial que tiene la cocina de los mexicanos, su originalidad, diversidad, continuidad, autenticidad e identidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *