LIMPIEZA EN SISTEMAS DE EXTRACCIÓN

campanas1

  • Reducido y compacto centrador electro-neumático para posicionar el cepillo en el centro del conducto. De esta forma se optimiza el rendimiento del cepillo mecánico.
  •  Boquilla de inyección de líquidos. Se inyecta espuma activa o agua en el interior de los conductos para actuar contra la grasa.

 

 Limpieza y mantenimiento continuo otorgan seguridad y eficiencia en la cocina.

Los sistemas de extracción, compuestos por la campana con sus filtros, el plenum, conductos y máquina extractora, están diseñados para evacuar el humo, los vapores y los olores en las cocinas industriales. Estos vapores llevan un alto grado de grasa, formando una capa que recubre las superficies por donde pasan. Esta grasa es altamente inflamable.

Además, los sistemas sucios hacen que el ventilador trabaje forzado, consumiendo más energía de la necesaria, teniendo como resultado mayores costos de energía y generación de malos olores, por una inadecuada ventilación.

Por lo tanto, es necesario un mantenimiento y desengrase con una frecuencia adecuada, para evitar riesgos de incendios, contaminaciones al producto, mejorar el rendimiento del sistema y asegurar instalaciones cómodas y agradables para los clientes y empleados.

 

¿Qué se consigue con la limpieza e higienización de la cocina?

  • Rentabilidad
  • Ahorro de energía
  • Disminución de los gastos de mantenimiento y reparaciones
  • Incrementa el rendimiento del sistema
  • Productividad
  • Mayor rendimiento en los puestos de trabajo
  • Mayor comodidad para los empleados
  • Evitar riesgos de incendio
  • Evitar riesgos de contaminación de alimentos
  • Evitar humos y olores
  • Instalaciones cómodas y agradables para los clientes y empleados

 

¿Qué se debe limpiar?

Limpiar “lo que se ve” es la campana. Y donde existen los mayores riesgos y problemas es “lo que no se ve”, los conductos y ventiladores. Para realizar una perfecta limpieza es necesario conocer el tipo y la localización del sistema de extracción (ventilador, sistema de conducto) y así saber el tipo de limpieza a realizar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *