MEJORA CONTINUA EN LOS COMEDORES INDUSTRIALES

Debe ser algo de todos los días.

La mejora continua es una cultura de trabajo que debe ser puesta en práctica en todos los giros y aún es más necesario en nuestro sector. Las industrias merecen un servicio de primer nivel y esto sólo es posible con una máxima eficiencia, organización, pero, sobre todo, con una actitud comprometida y perfeccionista ante nuestro trabajo.

El mejor servicio puede ser calificado de muchas formas: buenísimo, lo máximo, excelente, supremo, sobresaliente, destacado, perfecto… Pero el tema no se trata de adjetivos, sino de acciones concretas.

La mejora continua podemos explicarla a través de cuatro elementos que conforman este importante proceso: Planificación, Ejecución, Verificación y/o Evaluación, y por último Actuación y/o Toma de Decisión.

La planificación es muy importante porque como empresa debemos tener una dirección, metas, objetivos y cada una de las acciones de cada integrante de la organización debe ir enfocada a ello. Nuestros procesos y políticas deben estar por escrito: desde la selección de los insumos, su transportación, la preparación y traslado a la mesa del comensal; el reclutamiento y la selección del personal, reglamento del personal hasta la contratación de proveedores.

La ejecución debe ir acorde a nuestros procesos, a nuestra planeación; las áreas de trabajo deben contar con un plan de trabajo, así como con objetivos y metas por alcanzar.

Lo que no se puede medir no se puede mejorar. Por ello es importante evaluar y verificar que el trabajo en cada una de las etapas del procesamiento de los alimentos se lleve a cabo de acuerdo a los estándares establecidos.

Con base en la evaluación, se puede llegar a la toma de decisión acerca de cómo mejorar cada una de las etapas del servicio del comedor industrial.

Como podrán darse cuenta, estamos hablando no sólo de trabajo operativo, sino también de una actitud en pro del trabajo y la mejora continua. Tal vez por eso vemos cómo empresas de nuestro giro desaparecen en un año o dos, por la falta de implementación de un proceso de mejora continua, que ya es requisito esencial para prestar un excelente servicio a la industria.

Pero este servicio siempre se puede mejorar, con una cultura laboral de primer mundo, con gente comprometida dispuesta a la evaluación, al crecimiento y a una mayor profesionalización.

Estamos convencidos que la industria siempre buscará las mejores alternativas para su servicio de comedor y la mejora continua es una excelente carta de presentación. Eso lo hemos comprobado.

Por Leonor Castro, Propietaria y CEO Comedores LaCarne

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *