ERRORES DE HIGIENE MÁS COMUNES EN LA COCINA

Hay diversos hábitos que hemos adquirido a lo largo de nuestra vida diaria, que ya realizamos en automático y que no reparamos en ellos. Seguramente la educación en casa, desde que eramos niños, ha condicionado nuestros comportamientos mucho más de lo que pensamos en muchos ámbitos. Y la limpieza es uno de estos.

Aquí repasamos algunos de los errores de higiene más comunes que se comenten en la cocina que, tal vez, te hayan enseñado desde que eras pequeño.

No limpiar o cambiar la esponja para lavar los trastes

En numerosos casos, éste objeto tan cotidiano de los fregaderos se cambia hasta que está tan desgastado que apenas limpia o ya se encuentra deteriorado. Sin embargo, durante todo este tiempo, la esponja es una fuente de bacterías, ya que el agua caliente no elimina todas las bacterias y siempre quedarán algunas que necesiten más de 121 °C para desaparecer.

Para limpiar las esponjas o estropajos, se deben introducir en el lavavajillas con un ciclo de secado o calentarlos durante un minuto a máxima potencia en el microondas, con cualquiera de estos métodos se eliminará el 99.99% de bacterías, y si se desinfectan deben cambiarse cada 15 días.

Descongelar a temperatura ambiente

Nunca se deben descongelar los alimentos a temperatura ambiente. Para no correr algún riesgo y que se mantengan en perfecto estado, la descongelación debe producirse en el refrigerador. Se debe colocar el alimento en el refrigerador con la antelación necesaria para ser cocinado o consumido. Se debe tomar en cuenta que descongelar alrededor de 3 kgs requiere de aproximadamente 24 horas. Éste es el método más seguro de descongelación.

Lavar la carne

Lavar la carne no es recomendable, ya que este proceso no sirve para eliminar bacterias, y encima incrementa la posibilidad de que se contamine. Así que esto debe evitarse.

Tablas de madera

Este objeto que sirve de base para cortar los alimentos es de los primeros que se recomienda desechar de la cocina. La madera contribuye a contaminar los alimentos que se corten sobre ella y es mucho más difícil de limpiar que las de polipropileno o de vidrio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *